Contacto| Localización y horarios

docutren Información documental ferroviaria

 

Destacamos - Colecciones

Ampliadora fotográfica utilizada por la Compañía MZA


Ampliadora fotográfica

Año: ca. 1930

Distribuidor: Graphos (Madrid, España)

Pieza IG: 01980

Museo del Ferrocarril de Madrid

En septiembre de 1985 ingresó en el Museo del Ferrocarril de Madrid esta linterna de proyección de vistas fijas -placas de vidrio-, denominada ampliadora fotográfica horizontal, que en realidad es un modelo perfeccionado de la linterna mágica (aparato óptico precursor del cinematógrafo).

Formaba parte de los artilugios fotográficos utilizados por Juan Salgado Lancha, fotógrafo del Servicio de Vía y Obras de la Compañía MZA, cuyo laboratorio se encontraba en uno de los edificios que la empresa tenía en la avenida Ciudad de Barcelona, junto a la estación de Madrid - Atocha.

Este tipo de aparatos se utilizaron en el siglo XIX y principios del XX, pero a diferencia de las ampliadoras modernas, dispuestas verticalmente, estos primeros modelos eran horizontales y por esta razón a menudo se confunden con linternas mágicas.

Su función era obtener una imagen ampliada de los negativos de vidrio, que se obtenían directamente de la cámara fotográfica. Consta de una chimenea en la parte trasera donde se generaba la fuente lumínica, un arco voltaico transversal mediante carbones negros de baja intensidad, que generaban la luz de 20 o 30 amperios en corriente continua. Contaba con una lente condensante que se encargaba de concentrar la luz y una portadora negativa, utilizada para aumentar la luz artificial y poder proyectar una imagen ampliada del negativo sobre el papel fotográfico, consiguiendo que la imagen proyectada fuera de un tamaño superior al del negativo. Es decir, la copia positiva resultante es ampliada con respecto a la placa de vidrio, que se situaba en el portanegativos o portaplacas, dispositivo en el cual se colocaban las placas, y al ser atravesado por la luz se proyectaba en el papel fotográfico y permitía ampliar hasta 30 veces la imagen. El fuelle realizaba la función de sistema de enfoque para controlar la distancia del objetivo del negativo, y así poder enfocarlo. Mientras en las cámaras fotográficas se concentra una imagen grande en un soporte pequeño, como es el negativo; los objetivos de las ampliadoras proyectan una imagen pequeña sobre un soporte más grande, como es el papel.

Según se identifica en la placa que porta la pieza, ésta fue adquirida por la antigua Compañía de los Ferrocarriles de MZA, en la casa de venta de artículos de fotografía “Graphos”, ubicada en la madrileña calle Victoria, 12.

Pero ante todo, destaca la bancada o mesa sobre la que va colocada la ampliadora, un tipo de mobiliario magnífico y extraordinario, ya que pocas veces las mesas de apoyo se han conservado, normalmente eran despreciadas y sustituidas por cualquier otro elemento de apoyo. Se suma a este fantástico conjunto, dos portaplacas y su correspondiente mesa auxiliar.

Junto a este material, ingresó en el la Fototeca del Museo, el valioso archivo fotográfico de Vía y Obras de MZA, con cerca de 3.700 imágenes en soporte de vidrio con emulsión de gelatino-bromuro con formato de 6x9, 13x18, 10x15, 18x24 y 24x30 cm; y una pequeña parte de imágenes en nitrato de diferentes tamaños.



  Descargar ficha (pdf)